Disponible (H728x90)

A pesar de los anuncios que se llevaron acabo de operativos ejecutados a finales de año por la Superintendencia Nacional para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos (Sundde) y la Gobernación del Guarico para combatir el acaparamiento y especulación en diversos puntos del estado, estos flagelos continúan su marcha vertiginosa en lo que va del  2018 causando un enorme daño al consumidor Guariqueño que ve cada día más difícil poder adquirir comida.

El día de hoy el cartón de huevos que se conseguía en 200 y 220 mil bolívares el 31 de diciembre, amaneció a 250 y 260 mil en algunos distribuidores de San Juan de los Morros. Lo mismo sucede con la harina de maíz precocida para las arepas. A finales de diciembre este producto se podía comprar en 80 y 100 mil bolívares, pero ya lo están vendiendo en 120.000 bolívares. El kilo de arroz, de mediana calidad, pasó de 38.000 a 50.000 en los últimos días.

Con efectivo se puede comprar un cartón de huevos en 120.000 bolívares

“Yo creí que la harina había subido por la temporada de hallacas, pero ya veo que no fue así. Siguen especulando sin misericordia en todas las mesas donde la tienen” comentó Roman Gimenez habitante del sector Pedro Zaraza, tras preguntar por el producto en uno de los mercado municipales de la capital Guariqueña.

Vale aclarar que la mercancía con estos precios se observa principalmente en locales y mesas informales de los llamados “bachaqueros”, pues en supermercados y ventas legalmente establecidas, no existe ninguno de estos productos con el precio regulado.

Otro rubro que no para de subir son los Granos

A esta ola especulativa no escaparon las verduras. La cebolla redonda pasó de 100 mil bolívares a 170, la zanahoria está en 80.000 y la papa en 60.000. El tomate es el único vegetal que bajó de precio con la llegada del 2018 pues en diciembre de 2017 se conseguía entre 40 y 50.000 el kilo y este jueves apareció a 10 y 20.000 en algunos mercados. En el centro del Municipio Juan German Roscio Nieves se puede comprar hasta en 10.000 bolívares el kilo.

La cebolla redonda sigue subiendo. Está en 120.000 el kilo

“Ya está comenzando la cosecha de tomate. Va a continuar bajando en estos días”, aseguró Carlos Duarte González, vendedor de verduras en el mercado Municipal frente al Liceo Roscio.  Una buena noticia entre tanto desconcierto.

Muchas carnicerías continúan cerradas en casi todo el estado, pero donde hay carne se observó que el corte de res de segunda, pasó de 240 mil a 290 y 300 mil el kilo en menos de una semana. La carne de cochino está a 250 mil bolívares el kilo. El pollo no se consigue, pero los comerciantes señalaron que el kilo supera los 200.000 bolívares.

El mismo fenómeno se observó en el queso llanero duro muy apreciado por su gran rendimiento, está en 190.000 y 240.000 el kg. El semiduro, más solicitado por su precio, varía de 160 a 180.000 según la zona donde se compre.

El tomate es el único producto que bajó de precio y puede conseguirse desde Bs. 10.000 hasta 20.000 mil

El mozzarella, muy requerido para la dieta de los diabéticos, se consigue en 298.000 y el pasteurizado, bajo en grasa, está en 250.000 el kilo. La margarina, de 500 gramos, se consigue en 120 mil bolívares.

El azúcar no para de subir de precio y según el lugar puede comprarse en 120.000 bolívares el kilo y las llamadas tetas se consiguen entre 50, 60 y 85.000 bolívares.

El asunto de la escasez de efectivo continúa causando estragos en la ya caótica economía de los Guariqueños “Si tienes efectivo puedes comprar a mejores precios, pero ¿dónde se consigue efectivo hoy día?” se lamento Ramón Bastida.

Con efectivo un cartón de huevos puede comprarse hasta en 120.000 bolívares, una harina de maíz en 50.000, un kilo de arroz en 70.000 y un kilo de queso semiduro en 150.000 bolívares en cualquiera de los expendedores ambulantes que sobran ahora en la capital Guariqueña. Con pago electrónico estos precios pueden llegar a duplicarse.

El queso llanero duro muy apreciado por su gran rendimiento, está en 190.000 y 240.000 el kg.
El arroz se consigue entre Bs. 60 y 70.000 el kilo.
Muchas carnicerías continúan cerradas en casi todo el estado, pero donde hay carne se observó que el corte de res de segunda, pasó de 240 mil a 290 y 300 mil el kilo.
Disponible (H728x90)