“Las Casas de Justicia deben ser instaladas en los 335 municipios del país, para combatir la impunidad y el retardo procesal”, aseguró este jueves, Hanthony Coello, viceministro de Política Interior y Seguridad Jurídica, durante el 2do Encuentro Político-Territorial de la Región Oriental e Insular del país.

El encuentro se desarrolló en el Salón Rojo del Ministerio del Poder Popular para Relaciones Interiores, Justicia y Paz, donde Coello enfatizó que “la política transversal que permitirá bajar las incidencias delictivas y creará espacios para la resolución pacífica de conflictos son las Casas de Justicia”.

Estas no solamente buscan la descongestión en el sistema, sino también atender a las comunidades desde la prevención y sensibilización, agregó

Indicó que “los alcaldes y los gobernadores tienen que tener la voluntad política y disposición de creer en este método que servirá para resolver aquellos delitos cuyas penas no excedan los ocho años”, dijo.

Asimismo, explicó que esta actividad con la participación de la Gran Misión A Toda Vida Venezuela, promueve la instauración del Frente Preventivo en cada uno de los territorios.

 “Los Cuadrantes de Paz tienen que estar asociados con el Frente Preventivo e involucrarse además con los actores sociales, políticos y económicos de la comunidad, quienes ayudarán a fortalecer la prevención”, destacó.