Canadá anunció este lunes que aportará más de 4 millones de dólares a la Organización de Naciones Unidas (ONU) y la Cruz Roja Internacional para ayuda humanitaria ante el “agravamiento de la crisis económica, política y humanitaria” en Venezuela.

Tras participar en la reunión del Grupo de Lima en México, la ministra de Asuntos Exteriores de Canadá, Chrystia Freeland, afirmó en un comunicado que “la crisis en Venezuela está teniendo graves consecuencias para toda la región, con miles de venezolanos que buscan refugio debido a las difíciles circunstancias”.

“No se lo merecen. Canadá está con el pueblo de Venezuela y la región, a medida que se enfrentan a la magnitud de esta difícil crisis”, añadió Freeland.

El Gobierno canadiense responsabilizó directamente al Gobierno del presidente venezolano, Nicolás Maduro, por “los creciente números de venezolanos que están huyendo a países vecinos como Brasil, Colombia, Ecuador, Perú y el sur del Caribe”.

El Gobierno canadiense proporcionará 1,3 millones de dólares canadienses (1 millón de dólares) al Programa Mundial de Alimentos de la ONU y Acción contra el Hambre en Colombia para seguridad alimentaria, acceso a agua potable y saneamiento.

Además, Canadá proporcionará otros 4 millones de dólares canadienses (3,1 millones de dólares estadounidenses) al Alto Comisionado para los Refugiados de la ONU, el Comité Internacional de la Cruz Roja y la Oficina para la Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU.