Este lunes el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, se pronunció en contra de las elecciones realizadas en Venezuela el pasado domingo 20 de mayo en donde resultara electo Nicolás Maduro y reiteró el apoyo “al pueblo venezolano en su lucha por recuperar la democracia”.

Si bien vemos con beneplácito la liberación de presos políticos, nuestra política hacia Venezuela se mantiene intacta. Promovemos que sigan las sanciones y el aislamiento por el bien de la región y del mundo”, dijo Pompeo en un breve discurso en la Asamblea General de la Organización de Estados Americanos que se realiza en Washington.

Pompeo aseguró que la administración del presidente Donald Trump no acepta las elecciones de 20 de mayo y que la expulsión de Venezuela de la OEA puede ser una salida presionar al cambio. “Suspender a Venezuela de la OEA es estar de la mano de la democracia “