El primer vicepresidente de Fedecámaras, Ricardo Cusanno, aseguró este jueves que el aumento del salario mínimo integral a Bs. 5.196.000, decretado ayer por el presidente de la República, Nicolás Maduro, obstaculizará la producción de bienes y servicios en el país y dificultará la generación de empleos.
“El flujo de entrada a las empresas cada vez es menor, el consumidor cada vez esta más empobrecido, puede comprar menos al tener menos ventas y las condiciones para producir, que tienes menos proveduría, falta de luz, falta de agua, falta de seguridad (…) y toda la problemática que ya conocemos. Eso hace que cada día se vuelva más inviable la producción de bienes y servicios”, señaló en el programa A Tiempo, que transmite Unión Radio.
Recalcó que el sector empresarial “no está en contra de los aumentos salariales”, sino que esperan que los mismos sean coherentes con medidas que fortalezcan a la economía.
Enfatizó que este ajuste de sueldo se convierte en “sal y agua para las necesidades del venezolano”, que además induce a la paralización de los procesos productivos.
“El Gobierno lo que está haciendo es convirtiendo al millón de bolívares en la unidad de céntimos del día a día de los venezolanos, nos está empobreciendo por seguir empecinados en un discurso ideológico al no aceptar una realidad”, dijo.