Luego de que la edición pasada del máximo galardón de la televisión, los Premios Emmy, la serie Game of Thrones no estuviera presente, éste año se convierte en la favorita contando ya con siete estatuillas en ceremonia previas a la gala final que se realizará en lunes 17 de septiembre. 

La serie de HBO se hizo con Mejor Diseño de Vestuario, Efectos Especiales y Música. La exitosa serie compite en 22 categorías, incluida la de mejor serie dramática, y se espera que sea la gran ganadora este año.

La misma cantidad de estatuillas se llevó Saturday Night Live, el programa de clips satíricos más antiguo de la televisión estadounidense.

El célebre chef estadounidense Anthony Bourdain, que se suicidó en junio en Francia, recibió póstumamente seis premios Emmy este fin de semana por su programa de gastronomía Parts Unknown en CNN.

La Academia de Televisión entregó el sábado y el domingo una primera tanda de sus premios, sobre todo a las disciplinas técnicas, antes de la ceremonia de premiación de las principales categorías el 17 de septiembre en Los Ángeles.
Bourdain, que murió a los 61 años, ganó las estatuillas al mejor guión documental y la mejor serie informativa con su famoso programa Anthony Bourdain: Parts Unknown. El programa en sí y su versión digital ganaron cuatro Emmys más.
La comedia musical de la cadena NBC Jesus Christ Superstar Live in Concert ganó cinco Emmys, incluido el de mejor programa de variedades en vivo.
Esto permitió al cantante John Legend y a los gigantes del teatro Andrew Lloyd Webber y Tim Rice ingresar al exclusivo y codiciado club de los EGOTs, es decir, personas que han sido galardonadas individualmente con al menos un Emmy (televisión), un Grammy (música), un Óscar (cine) y un Tony (teatro).  
American Crime Story: El asesinato de Gianni Versace también tuvo protagonismo en estas ceremonias previas, logrando cinco estatuillas. El venezolano Edgar Ramírez está postulado como Mejor Actor de Reparto por su actuación como Gianni Versace.